Si tu cara (o tu espalda) cada día amanecen con una sorpresa nueva es que tus glándulas sebáceas están un poco alteradas. Y eso molesta. Si además tus “amigos” te han apodado ”paella” es que tus granos te han empezado a fastidiar bastante. El objetivo está claro: eliminarlos cuanto antes.

¿Tienes algún plan? ¿Has pensado ya en la “Operación Grano” que vas a poner en marcha?

Existen muchas soluciones, quizás demasiadas, pero lo importante es que la mayoría funcionan si las aplicamos de la manera adecuada. Pero, vamos al grano… Si tu piel está sucia, será más fácil que se infecte y salgan granos. Mantener una higiene correcta, mañana y noche con un producto adecuado para cutis grasos, mixtos o con problemas de acné, será lo más indicado.

Lo más importante de la cosmética anti-acné es que esté bien recomendada y eso sólo se consigue mediante un buen diagnóstico previo. No se trata de que te compres lo que le ha resultado bien a tu amiga. Por eso, lo primero es acudir a un especialista de la piel, que es como llama mi madre a los dermatólogos. Da igual que tu caso sea grave o leve. Si sabes exactamente cual es tu tipo de piel y tu  problema, te será más fácil elegir una cosmética específica que te ofrezca resultado y si necesitas un tratamiento para el acné por vía oral, sólo un dermatólogo podrá recetarlo.

Entre los últimos lanzamientos de cosmética anti-grasa, te recomiendo que pruebes: El nuevo refinador y reductor de poros de Estée Lauder: Idealist Pore Minimizing Skin Refinisher, 60 €/30 ml. y 84 €/50 ml. Los nuevos discos purificantes de uso diario de la línea Pure de Garnier, 7 €. El Serum Anti-Poros Dilatados de Clarins, 26 € dentro de su completaa gama de tratamientos con efecto mate. Y si tu presupuesto te lo permite la línea de lujo Swiss Perfection cuenta con la Loción Celular Activa Piel Grasa, 101 € que promete resultado visibles después de dos semanas.

“Un cutis graso siempre tiene granos” – FALSO
Que no te cuenten milongas, los cutis grasos no siempre tienen granos, pero debes mantener los poros limpios para lograr evitarlos.

Cierto que las pieles grasas pueden desencadenar una larga lista de problemas: brillos, granos, espinillas, puntos negros, acné, etc. Lo mejor que puedes hacer es ser constante con la limpieza y por favor, deja ya de tocarte con los dedos o las cosas se empezarán a poner feas y después de los granos, quedarán marcas.

¿POR QUÉ APARECEN LOS GRANOS Y LAS ESPINILLAS?
Seguro que es una pregunta que te has hecho muchas veces. Cuando un grano aparece en el centro de tu cara se debe a tres situaciones que coinciden al mismo tiempo y en el mismo punto, claro.
1. Infección por una bacteria
2. Exceso de grasa a causa de una alteración hormonal
3. Alteración de la parte más superficial de la epidermis o capa córnea.

NERVIOS FUERA
El estrés, la ansiedad y los desequilibrios nerviosos son un factor de riesgo para que tus glándulas sebáceas se pongan en acción. Cuando estás preocupada o sensibilizada por algún tema los granos salen a la superficie sin saber cómo.

Comparte BellezaPura