La firma causa furor en los salones de peluquería de Estados Unidos. Aquí en España, la única relación profesional con los estilistas es la crispación de éstos. En su ADN destaca una filosofía clara y directa: fórmulas muy eficaces en formato tamaño gigante. Nada más y nada menos que casi un litro, concretamente 900 ml en champús y acondicionadores y 500 o 300 ml en lacas y productos de peinado. Lo mejor: el precio es muy barato.Todos tienen un PVP recomendado de 6.95 euros.

De venta en grandes superficies, hipermercados y las perfumerías – droguerías de toda la vida o las nuevas cadenas de perfumería low cost tipo Juteco, Gilgo o Bodybell.

¡Qué tiemblen las carísimas firmas de peluquería!

woman-with-frizzy-and-curly-hair

Sabemos que los formatos ahorro y un tanto “a granel” como de garrafón no pueden ofrecer la misma calidad que otras fórmulas de peluquería o farmacia con principios activos más específicos y en mayor concentración. Eso dicen al menos, y casi siempre off the record, las firmas de peluquería de lujo y las marcas de dermocosmética capilar, que han visto estos lanzamientos como una maniobra de marketing para abaratar precios.

Y claro, los hemos probado. Si no tienes ningún problema capilar pueden funcionar, pero en caso de tener alguna alteración  severa será mejor que te decantes por marcas especializadas en problemas capilares y que ofrecen una respuesta dermatológica.

A mí en cuestión de pelo me gustan mucho: Phyto, Kerastase, Rene Furterer y Ducray.

¿La firma Tresemmé te parece buena? Mi hermana dice que le deja el pelo fatal y es porque ella lo tiene ya especialmente seco, teñido y deteriorado. Sin embargo, mi joven hija está encantada con los y acondicionadores de Tresemmé, dice que le van fenomenal. ¿Pero qué no le va fenomenal a una melena de 23 años llena de brillo y lustre?

Creo que Tresemmé es una marca de batalla con muy buena relación calidad-precio, pero que no ofrece resultados cuando hay algún problema capilar marcado. En ese caso, tendrás que aportar más nutrición a través de aceites capilares que puedes aplicar a modo de mascarilla o como tratamiento diario dependiendo del nivel de fragilidad capilar. después del lavado con mascarillas dos veces por semana y el uso del acondicionador como norma tras cada lavado.

 

Comparte BellezaPura