El malentendido de la prensa femenina

Margarita Riviere en su libro “El malentendido”, considera que los medios de comunicación tienen que ver mucho con las enfermedades mentales.

 Según la autora, el boom comunicativo que ha eliminado fronteras produce hipocondría y por consiguiente nos sentimos más deprimidos.  Puede que,  tanto acceso de información produzca un sentimiento de negación. 

Por eso creo que la prensa femenina puede ser una buena vía de escape. Un sector al que muchos consideran frívolo pero, que al fin y al cabo, puede ser antidepresivo. De hecho, cada vez hay más revistas de este tipo dedicadas a los hombres. ¿Por algo será?

Las más “modernas” no entienden por qué una revista habla de tintes de pelo ni de colores de otoño. Lo critican y sin darse cuenta hacen lo propio con ellas mismas. Son las únicas que frivolizan, si cabe.

La prensa de este tipo tiene tanta influencia o más que ningún otro medio de comunicación. Y es que una de su principal función es entretener para hacer la vida más fácil. No se trata de ponerse a envidiar a todas las modelos que aparecen en páginas de publicidad. Las hay que buscan estar al día y quieren conocer las tendencias e informarse. Puro entretenimiento que se consume durante el tiempo libre.

¿Crees que es más lícito un periódico lleno de informaciones amarillistas (cuál no lo es hoy en día) que una revista de moda y belleza?

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Deja un comentarioMás trabajo y menos teta en la “Semana Mundial de la Lactancia”