Los trabajadores de Lush enseñan el trasero para salvar el planeta

El pasado domingo, los trabajadores españoles de la firma de Lush se unieron a la campaña global de la firma para luchar contra el empaquetado innecesario. La razón es acabar con el impacto medioambiental que tienen los envases de los productos cosméticos.

En el marco de la feria de Biocultura, celebrada este fin de semana, los miembros de sorprendieron con esta divertida protesta en la que repartian octavillas casi sin ropa, excepto por el delantal que les cubría la parte posterior donde se podía leer: “Preguntame por qué estoy desnudo”.

Esta protesta ya ha tenido lugar en muchas zonas del mundo como en Amsterdam y nuestro país no podía ser menos, más aún cuándo las circunstancias del cambio climático son una de las principales luchas de los gobiernos.

Según la firma cosmética, el empaquetado innecesario se puede encontrar en todos los rincones  comerciales: frutas sueltas envueltas individualmente o en bandejas de plástico en los supermercados, la utilización prolífica de bolsas de plástico y las montañas de botellas de plástico utilizadas para productos cosméticos. Todas ellas están contribuyendo a la creciente crisis medioambiental.

En Lush, las innovadoras barritas de champú sólido, los acondicionadores sólidos, las barritas de masaje, las mantecas corporales, las burbujas, los desodorantes, las hennas, los aceites de baño, las limpiadoras faciales, los jabones cremosos y los geles de ducha en formato gelatina se venden a los clientes como en un mercado, sin empaquetado.

Luchar contra el empaquetado innecesario es una causa justa y casi desconocida. Que una firma cosmética mundial realice esta campaña la coloca directamente en contra de las multinacionales. La mayoría de los cosméticos se envuelven en lujosos frascos que convierten al continente en  el propio objeto de deseo, cuando debería ser al revés.

Como en todo, y siguiendo nuestra filosofía, lo que importa es el contenido. Así esta iniciativa podría trasladarse a muchas facetas de la vida cotidiana…

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

5 comentarios

  1. Arantzazu

    Yo también utilizo productos Lush y bueno… son caros… comparados con qué? Una pastilla de champú cuesta unos 6 euros y me dura mucho más que un bote de champú del super de 300 ml que vale 4€. Un gel de ducha de 500 ml, me dura mucho más (vale de 15 a 20€ aprox) que un bote de litro del super, más que nada porque no necesito poner dos litros cada vez que me quiero duchar para sentirme limpia. Y así podrá seguir con montones de cosas. Lo barato, es caro. Cuando compro un bote de crema corporal en el super, de unos 500 ml, me dura un suspiro si la utilizo cada día, porque es tan mala que tengo que echarme mucha tmb, y vale unos 5-6€. Un bote de crema de unos 250 gr en Lush, me dura mucho más que el de 500 del super, pero sólo vale el doble… En fin, eso sin contar los resultados (en muchos casos, mejores que los de cosmeticos de gama alta), los olores (no comment comparados con los del super) y el beneficio social y mediambiental de consumir esta marca (o parecidas). Puedes pasartelo bien duchandote, y tener la conciencia tan limpia como vas a tener el resto del cuerpo…

  2. Teresa

    La verdad es que yo no conozco estos productos. Espero que realmente estén comprometidos con el medio ambiente y no sea todo “puro marketing”.
    En Yves-Rocher hubo una temporada que les dio por no dar bolsas en “beneficio del medio ambiente”. Yo creo que pensaron que iban a atraer así a unos clientes determinados. Cuando vieron que la gente no hacía más que quejarse por no poder llevar las cosas en la bolsita, se olvidaron del medio ambiente y se preocuparon más del bolsillo, así que volvieron a dar bolsas. Vamos que el día que yo compre una crema de manos y les dije que no me hacía falta bolsa,que me la echaba al bolso, se quedaron super extrañadas, y por poco me obligan a llevármela.
    Yo le doy mucha importancia a estas cosas, vamos que siempre que voy al super, me llevo mis bolsitas y no cojo otras.

  3. Ysabel

    Opino lo mismo que Aleksandrina. He probado algunos productos de Lush ( y son muy buenos) pero son caros. La Filosfía que defienden es positiva y se les ve muy comprometidos, yo apuesto cada día más por la cosmética verde o ecológica y deberíamos concienciarnos más con el Medio Ambiente y su respeto. Besotes

  4. Ekkaa

    Yo todavía no he probado sus productos, pero sé que caerán. Su causa, me parece estupenda, será bueno para el planeta y demuestran que se puede, que más se puede hacer ?? apoyarlos y dar a conocer su causa 😀 !!

    Saludinos

  5. Aleksandrina

    He usado productos de lush, exactamente atraída por su filosofía, por sus productos naturales y claro, por los resultados tan buenos que me dan el uso de sus productos:) Con una palabra, me encanta Lush, especialmente la parte referenta al cuidado del cabello. Aún así, tengo que admitir que es bastante caro a la larga…quiero decir, para un capricho, está muy bien, pero comprarse todo de allí, sale caro. Lo que quiero decir es que, estar comprometidos con la naturaleza y con todo está muy bien…pero sería más fácil a unos precios más asequibles…no les parece?

    Un saludo

Deja un comentarioLa cadena para jeans de Fuel For Life