Crueldad canina, cuando el “arte” causa repulsa

Me gustaría usar bellezapura una vez más, como soporte para hacer una denuncia sobre crueldad animal, y dicho sea de paso apoyar una vez más la cosmética ecológica, biológica y lo más natural posible como la de la firma Stella Mac Cartney.  Además, la Santa Iglesia Católica ha dicho que no reciclar o ser poco respetuoso con el medio ambiente también es pecado. Y seguro que la cosmética que experimenta con animales también se encuentra en el límite del mal.

La historia a denunciar y debatir es la siguiente: el año pasado, un supuesto artista llamado Guillermo Vargas presentó su obra en una exposición en una galería de arte de Costa Rica. La “genialidad” de su obra consistía en escribir sobre un mural con bolitas de pienso para perros  y a tan sólo unos metros de dicha pared, dejar morir atado a un perro recogido de la calle . Hay que ser animal… La inmoralidad no tiene límites del perro callejero al del animal de compañía.

La crueldad, del autor y de los visitantes impasibles de dicha exposición me parece de tal calibre que os invito a todos a que, por favor, firméis en contra de este hombre mezquino y sin escrúpulos.

No se puede consentir que este hombre se lucre a costa de sacrificar cruelmente animales, no quiero ni imaginar en qué consistirá su próxima obra.

Vía: El Refugio.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

4 comentarios

  1. elba

    me parece una crueldad hacer esas cosas terribles con los animales. A todos los que están en esta empresa tan inescrupulosa habría que castrarlos en público para que no engendren seres tan aberrantes y dañinos como ellos.Pero antes hacerles lo mismo que ellos le hacen a los animales.

  2. Ekkaa

    Increíble, pero tan cierto que da miedo. Como siempre la realidad supera la ficción y como dice Mónica, el mundo está enfermo y no puedo creer que nadie que fué a esa exposición hiciera algo al respecto, al menos denunciarlo y no permitir que el perro muriera, no quiero ni ver el video, no voy a contribuir a darle más publicidad ni más coba a esta situación.

  3. Mónica

    Me parece increible que se permita eso en una exposición… Falla el propio sistema. De descerebrados está el mundo lleno pero me parece el colmo que la propia administración (sea del país que sea) no sólo no castigue semejante barbaridad sino q además la permita.
    Es posible q la gente viera al pobre perro y se quedara impasible? El ser humano está más enfermo de lo que creía.

  4. Pingback: meneame.net

Deja un comentarioGuía Hugo Boss de tendencias culturales