La moda vintage que nos espera con música de Adriano Celentano

 Hay personas que se pasan todo el año esperando el verano y cuando llega el otoño sienten nostalgia del azul del cielo y del dolce far niente. Y es que las vaciones son siempre un pequeño timo porque se ponen demasiadas expectativas en ellas o porque realmente todas las expectativas que has puesto se han cumplido y han llegado felizmente a su fin. Por eso, el otoño suele ser un bajón total, todo cae, las hojas de los árboles y la moral de volver a la realidad y esperar de nuevo otro verano. Adiós al azul del mar y del cielo. Adiós a ese tiempo tan feliz, a la dolce vita… Bienvenida señora melancolía por ese tiempo que se ha ido y que sabemos no volverá, por lo menos hasta el próximo verano.

Azzurro es una canción que a mí me recuerda a los 80 en vez de a los 60 y es por ese impecable revival infinito de Juan de Pablos en su programa radiofónico Flor de Pasión (Radio 3)  Y seguimos regresando al pasado, la moda vuelve a las tendencias de ropa, maquillaje, peinado y perfumes 2010. Me resulta incontable el número de veces que estos deditos míos han tecleado titulares para diferentes revistas como Vuelven los 60, Regreso a los 80 o Los 70 han vuelto. Ahora además se llevan los 40, los 50 y los años 20. El bucle de lo vintage (antes revival) vuelve a enredarlo todo one more time. Como sigamos así, pronto llegaremos a la época de las cavernas…

¿Cualquier tiempo pasado fue mejor?

Hay que dejar pasar el tiempo y convertirlo en historia, una historia que se repite fiel a sus ciclos hasta el infinito y más allá… Moda vintage, moda revival y moda pasada de moda. El pasado no nos deja en paz o es la historia que se repite. Regresamos al futuro desde el pasado con alguna referencia del presente. ¿Existen los viajes en el tiempo? Yo diría que sí, sobre todo cuando veo una tribú de rockabillys andando por la calle (siempre van en grupo a algún garito sesentero). Ellos, con sus brillantes tupés en crecimiento y ellas, con coleta y faldas vaporosas a cuadritos con un estilismo calcado del musical Grease.

Es entonces cuando surge lo ecléctico, mezcla de diferentes estilos aún por definir ya sean vintage o no. Y digo yo cual será el próximo término de moda para designar algo vintage. Podría ser  en español para variar, algo como estilo antigualla o moda fósil, ¿será quizá un término en italiano ? ¿o volveremos al inglés con revival?. Se admiten sugerencias… A mí, la palabra antigualla me encanta, pero veo más vendible moda morriña con el grupo Inditex detrás y Zara al frente del imperio.

En fin, el próximo otoño hablaremos de qué año nos tocará reinterpretar, aunque cada cual puede elegir el que quiera y más ahora que hay tanta tienda donde venden todo tipo de accesorios de otras épocas revalorizados como corresponde a cualquier otra antigüedad . Yo concretamente estoy hasta el moño de Audrey Hepburn y Marylin Monroe disfrazada de Lady Gaga, Christina Aguilera, Madonna o Scarlett Johansson.

¿Qué hay de nuevo, viejo?

Beatriz Peña: "Intentando descubrir la camiseta del hombre feliz y la última tendencia de pasarela... Al mismo tiempo, persigo todo aquello que pueda contribuir a generar esas pequeñas dosis de poesía y belleza que todos tenemos dentro. Una de las mejores fórmulas que he encontrado tiene una larga lista de ingredientes y la mayoría son gratis: 8 horas de descanso, alimentación sana, equilibrio mental, ejercicio suave y masajes diarios por cara, cuerpo y cabello, disfrutando de exquisitos afeites y aromas. Prometo ayudarte a encontrar ese Jardín del Edén que todos buscamos. Sigo mirando las noticias de cerca, y viviendo esta aventura como si fuera un apasionado sueño".

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

2 comentarios

  1. vero

    no sean ps la moda es ciclica . todo los q estudian moda lo saben .

  2. Amelia Fernández

    La moda es un eterno regreso al pasado, todos los años de forma irremediable vuelven los 60, los 70 o los 80…
    ¡Qué le vamos a hacer!

Deja un comentarioScarlett Johansson, gótica por un día gracias a Dolce & Gabbana