Joaquín Trías y los joyeros Lotocoho de la mano en la semana de la moda de París

Fotografía de Isabel Muñoz para Trías. Antifaz creado por Lotocoho

Fotografía de Isabel Muñoz para Trías. Antifaz creado por Lotocoho

Este año he tenido la suerte de pasar tres maravillosos días en París, una de mis ciudades preferidas del mundo.

La excusa: la semana de la moda.

El ambiente de la ciudad era inmejorable, así como mi troupe de españoles por el mundo. Además disfrutamos de un tiempo insólitamente bueno, de ir “a cuerpo”, una luz sorollesca cristalina muy diagonal y estética… por algo dicen que esta ciudad es “el mayor escenario del mundo”. Un festival para los sentidos.

Entre los eventos destacables de la Semana de la Moda, la presentación de la nueva colección de Joaquín Trías en la Galería Yvon Lambert (108, rue Vielle du Temple) con una colaboración muy especial: la de los joyeros Lotocoho.

Joaquín Trías es uno de nuestros modistos más prometedores. De hecho, está en ese feliz momento en que un artista deja de ser “una promesa” para convertirse en una realidad asentada. Trías tiene cuerda para rato, como han reconocido este año dos importantes cabeceras españolas, Telva y Elle, otorgándole sus premios al mejor diseñador.

Su ropa es limpia, depurada, geométrica, elegante en el sentido clásico de la palabra, respetuosa con el pasado sin perder de vista la vanguardia.

 

 

 

 

Patrones de Trías

Patrones de Trías. Foto de Eduardo LP

 

 

 

 

Tras dos años desfilando en N.Y., Trías expone por primera vez su colección en París; para muchos, la verdadera plataforma de la moda.

La sorpresa del evento, la joyería de Lotocoho, a mi juicio una de las grandes esperanzas del universo actual de la joya y el gran descubrimiento de esta semana de la moda 2011 en París.

Anna Tomich y Lola Gavarrón

Anna Tomich y Lola Gavarrón

Sus piezas, a caballo entre la alta joyería y el arte, impactan a primera vista. Tras las celdillas reticulares, un concepto muy potente: el de traducir paisajes del “lenguaje orgánico” al lenguaje físico, creando montañas y paisajes prêt-à-porter.

Lotocoho es un dúo dinámico compuesto por Jorge López-Conde – él gusta de definirse como “casi” arquitecto, “casi” fotógrafo, “casi” diseñador; según Trías “podría crear cualquier cosa que se propusiera”- y Anna Tomich, diseñadora de interiores y traductora de signos en símbolos.

En apenas medio año han participado en Cibeles, colaborado con Trías y son habituales en el circuito del diseño: expusieron su obra en la prestigiosa feria Designboom Mart de NY y próximamente viajarán a Amsterdam y Munich para asistir a las ferias Sieraad e Inorghenta. Según me contaron, pronto tendrán sus primeros puntos de venta en París, N.Y. y Bangkok.

Fotografía de Eduardo LP

Fotografía de Eduardo LP

Arte, joyería, diseño, paisajes… todo en una pieza de confección artesanal rebosante de talento. Apúntate en un post-it “seguirles la pista”.

Diana Domingo, alias "Towanda": " Cuando era pequeña me impresionaba mucho aquel locutor de radio que reconocía, en tono vehemente y voz aguardentosa, que “buscar la belleza es lo único que merece la pena en este asqueroso mundo. Y en ello ando. Entre ungüentos y pócimas. Entre ciencia, palabrería y parafernalia. Entre mujeres y hombres. Tratando de separar el heno de la paja, observando lo que pasa en este sublime y asqueroso mundo y sin dejar de preguntarme, con la curiosidad de quien asiste a un nuevo fenómeno cada día, qué es la belleza".

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

3 comentarios

  1. Andrea

    Se nota que es gente joven y que no están aburguesados

  2. Martina

    A mi tambien me gustan mucho las joyas que no son tales -no es materia prima lujosa- sino que expresan un refinamiento mental

  3. Lola G.

    Desde luego que me lo apunto ¡ya!!!

    Este tipo de joya es justo lo que me gusta: la poesía de la materia

Deja un comentarioCrema y leche reafirmante corporal Lift Fermete de Clarins por un cuerpo firme y confortable sin necesidad de torturas chinas