Wellness Ball Active Sitting, trabaja a tu bola

wellness-ball-active-sitting-technogym

¿Estás cómoda? Si eres de las que ya no sabes cómo sentarte en la silla, cambias de postura doscientas veces y la mitad de ellas te colocas torcida, a lo mejor lo tuyo es empezar a trabajar a tu bola. O mejor dicho, sentada en una bola, Wellness Ball Active Sitting de Technogym es un pelota que, recubierta de una malla antideslizante, se convierte en una silla dinámica y te obliga a sentarte recta.

La cosa es simple y por lo que cuentan los que la han probado, efectiva. Es una pelota como las que se utilizan en los gimnasios en clases de yoga o pilates que va metida dentro de una funda que evita que se mueva. http://youtu.be/Kav7_h8x-Lg

Te impide hacer esas posturas nada buenas a las que todas recurrimos cuando ya estamos hartas de estar tantas horas sentadas frente al ordenador, porque sentada sobre ella es inevitable adquirir una buena postura. Además, favorece que la realice una serie de micromovimientos que mejoran la acción de estabilización de la columna vertebral.

La Wellness Ball guarda su secreto en el interior, es más densa en la parte inferior, lo que hace que tenga más estabilidad y favorece que permanezca centrada.

wellness-ball-active-sitting-technogym-silla

Al principio recomiendan comenzar a utilizarla de manera gradual, aumentando poco a poco el tiempo que pasas sentada sobre ella para que te vayas acostumbrando.

La funda, que tiene un asa para poder transportarla, se quita y se puede lavar a máquina, es además transpirable y antibacteriano. Y justamente en el asa hay un código QR para acceder a programas de entrenamiento específicos, que han sido desarrollados en colaboración con médicos y especialistas de la columna vertebral.

Es una silla de trabajo pero también una herramienta de con los que reforzar la musculatura y el equilibrio. Supongo que las más mañosas con la aguja y el hilo, ya estáis pensando en cómo hacer vuestra propia silla dinámica.

Precio: 245 euros.

Malva Rico. "Desde pequeña quise ser periodista y trabajar en un informativo, y lo conseguí. Los primeros pasos los di en Radio Nacional y después pasé por Televisión Española, la radio me cautivó y desmitifiqué la tele. Por casualidades de la vida llegué al mundo de la belleza para quedarme. Intento tener una visión crítica de este universo de cremas y fragancias embriagadoras, pero cuando la pierdo, siempre tengo a Pepito Grillo cerca que vuelve a ponerme en mi sitio".

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

2 comentarios

  1. INES D G

    Ya podían en mi trabajo pensar en comprar una por lo menos para probar.Casi estoy toda la jornada laboral de pie,pero tenemos unas sillas maravillosas que son incomodísimas.

Deja un comentarioAlaska y Mario vs. Monster High