Los mejores bares de belleza, en Nueva York

¿Te apetece darte una vuelta virtual por los bares de belleza de ? Sus barras estan diseñadas para dar respuesta a los problemas de belleza concretos, en menos de una hora y sin cita previa. 

Y, como su nombre indica, en algunos casos incluyen un lingotazo gratuito entre tratamiento y tratamiento. Si es que Sarah Jessica Parker bien sabía lo que se hacía cuando se enamoró de esta ciudad hasta las trancas…

El bar de : OneBlowDryBar

BlowDry

Los bares de peinado han conquistado los corazones de las neoyorquinas desde que se instaló el primero allende 2009. La idea es sencilla: lejos de una peluquería tradicional, el único servicio que ofrecen es el de lavar y peinar el cabello con un estilo a escoger entre un menú ilustrado con fotos. Como están especializados en hacer peinados fantabulosos, garantizan que el resultado va a ser exactamente lo que has pedido.

blow-dry-bar-MACYS

OneBlowDryBar es uno de los mejores bares de peinado rápido que he probado en esta ciudad. Localizado en la planta baja del archiconocido Macy’s, se caracteriza por un ambiente joven y relajado. Con un menú de servicios de lo más completo, incluye 8 modelos de peinado con tendencias como las semicoronas de trenza o las ondas californianas. Para las más arriesgadas, sus estilistas están encantadas en mezclar dos estilos para conseguir un resultado personalizado. Todos sus servicios de peinado incluyen lavado y productos, tienen un precio cerrado independientemente de la largura del cabello, y tardan 45 minutos.

Precio: desde 45 dólares (unos 40 euros al cambio).

OneBlowDryBar en Macy’s, 151W 34th Street, Nueva York. Se puede acudir con y sin cita previa.

El bar de maquillaje: Blushington

bar de belleza

Si pensabais que una buena neoyorquina va siempre divina por obra y gracia del Espíritu Santo estáis muy equivocadas. Con las jornadas maratonianas que se meten es raro que no vuelvan a poner de moda el look heroin-chic con las ojeras hasta los talones. Blushington soluciona sus cuitas con un equipo de maquilladores profesionales que te dejan impecable con cuatro brochazos expertos a un precio razonable.

bares de belleza beauty bar

Si acudes a este centro te vas a encontrar con una carta con 10 inspiraciones de look para que puedas decidir el estilo que mejor te queda, y dentro de esos estilos cuentan con varias propuestas dependiendo de la ocasión (para ir a la oficina, para una cita, para salir con las amigas…). Personalmente soy muy fan de este tipo de servicios en los que simplemente hay que señalar lo que se quiere, porque más de una vez me han maquillado estilo muerta viviente con la excusa de los nudes y luego encima he tenido que dejar propina. Blushington es todo lo contrario: lo que pides es lo que se te hace. Para rematar la faena, en el hotel donde se encuentra tienen un antrillo secreto escondido tras una cortina, el Burguer Joint, que sirve unas de las mejores hamburguesas de Nueva York.

Precio: desde 35 dólares (unos 29 euros al cambio).

Blushington en Le Parker Meridien Hotel, 119 West 56th Street, Nueva York. Se puede acudir con y sin cita previa.

El bar de tratamientos faciales: Heyday

bares de belleza ny

Ya os aviso de que las neoyorquinas de effortless tienen cero y se gastan un dineral en productos de belleza para ir siempre perfectas. Pero no siempre es necesario dejar la tarjeta temblando para tener un tratamiento facial de calidad y hecho a medida; Heyday es uno de los secretos a voces para conseguir una piel perfecta en la hora del break sin tener que visitar un spa.

Con un menú de servicios tremendamente simple (en este bar sólo “sirven” faciales de 30, 50 y 75 minutos), Heyday ofrece un tratamiento completo totalmente customizado utilizando productos sin parabenos, sin perfumes y sin tintes artificiales. Los tratamientos se pueden ampliar para incluir fototerapia, microdermabrasión, peelings profesionales, o incluso un ritual de cuidado de barba en el caso de los caballeros. Me gusta que tras el tratamiento la terapeuta envía por email una recomendación personalizada describiendo los ingredientes que se deben evitar para aliviar los males de nuestra maltratada epidermis, evitando el incómodo momento en el que siempre te quieren vender algo a la hora de pagar.

Precio: Desde 60 dólares (unos 52 euros al cambio).

Heyday. 

Dos localizaciones:Edificio Flatiron y 92 Reade Street, Nueva York.

Se reserva a través de su web o de su app.

El bar de uñas: Paintbox

bares de belleza

Como os adelantaba existen bares de belleza en los que te dejan estupenda entre lingotazo y lingotazo. Paintbox es un paraíso de las amantes del nail art en el que te hacen una manicura mientras degustas una copa de champán (o café, si andas de trabajo). Lo particular de este centro de manicura es que la dueña es una periodista de belleza, por lo que los diseños y los colores disponibles van variando para adaptarse a las últimas tendencias de las pasarelas. El centro tiene incluso un fotomatón para que puedas Instagramear tu manicura y dejar a tus seguidoras ojipláticas.

Precio: Desde 35 dólares (unos 30 euros).

Paintbox.

17 Crosby Street, Nueva York.

Periodista de profesión y trotamundos aficionada, empecé mi carrera profesional en el mundo de las finanzas. Mi pasión por los perfumes nicho me introdujo en el mundo de la belleza, del que no me he movido en ocho años. Afincada en Nueva York, mi misión es traer las noticias beauty más frescas desde el otro lado del charco.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Deja un comentarioHe probado Sculpsure, el último láser antigrasa