Pezones no, adelgazar sí. ¿Cómo se come eso, Instagram?

La popular telaraña social censura los pezones femeninos mientras que alaba los escotes con canalillo y los productos adelgazantes.

A Instagram no le gustan los pezones, por mucho que nos empeñemos. Al parecer, ofenden su delicada sensibilidad y deben eliminar la publicación para evitar este impacto a otros usuarios. Pero, eso sí: sólo si puntean las mamas femeninas y no forman parte de una campaña publicitaria. Si son mamas de interés comercial o de hombre, no son pezones. 

Instagram nos protege de nosotras mismas. Nos cuida y nos sueña jóvenes, guapas, delgadas y recatadas. O, en cualquier caso, influyentes embajadoras de marcas. Por ello, elimina los pezones, pero consiente que como Khloe Kardashian, Cardi B. o Iggy Azzalea promocionen batidos placebo con los que perder mucho peso en tiempo récord (‘porque no siempre puedo cuidarme como debería’), fajas que te comprimen los higadillos (‘porque no siempre da tiempo a ir al gimnasio’) o cualquier otro invento que transmita a las mujeres que sus cuerpos no son válidos. Inventos que, lejos de hacerte sentir poderosa y segura, te van haciendo la vida menos divertida, más incómoda, más opresiva. Menos libre.

instagram-2

Pero Instagram, a pesar de su doble y triple moral, tampoco es que esté sorda ni sea del todo tonta. Siempre hay que valorar el balance polémica-daño, y en este caso se ve que el saldo ha sido negativo, puesto que la red social ha atendido las ‘súplicas’ de algunas activistas feministas y ha redirigido sus objetivos, limitando la edad de su audiencia a esa barrera abstracta (ni el Ecuador) que son los 18.

El mes pasado anunció su nueva política de gestión de contenidos, que restringirá posts en los que se anime a los usuarios a comprar tés laxantes, batidos dietéticos o piruletas saciantes. En la nueva normativa, según The Guardian, los posts que promocionen productos para perder peso o promociones de retoques estéticos se ocultarán a los usuarios menores de 18 años, tanto en Facebook como en Instagram. También se eliminarán de Instagram los productos ‘milagro’ que tengan links a ofertas comerciales con códigos de descuento.

¿Lo celebramos con un storie que incluya un bonito y creativo filtro para los pezones? Personalmente me cuesta interpretar esta medida más que como un escueto lavado de cara, aunque a la postre es positiva. ¿Tú cómo lo ves?

Diana Domingo, alias "Towanda": " Cuando era pequeña me impresionaba mucho aquel locutor de radio que reconocía, en tono vehemente y voz aguardentosa, que “buscar la belleza es lo único que merece la pena en este asqueroso mundo. Y en ello ando. Entre ungüentos y pócimas. Entre ciencia, palabrería y parafernalia. Entre mujeres y hombres. Tratando de separar el heno de la paja, observando lo que pasa en este sublime y asqueroso mundo y sin dejar de preguntarme, con la curiosidad de quien asiste a un nuevo fenómeno cada día, qué es la belleza".

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

3 comentarios

  1. angeles

    No me había enterado pero creo que Instagram como todo en la vida tiene sus partes positivas y negativas.

    • Beatriz Peña

      Como en la vida hay que intentar cambiar lo negotivo y aumentar lo positivo en lugar de conformarse.

      • Marie Matuk

        Instragram es una plataforma interesante,pero logicamente su politica no tiene que gustarnos a todos porque la mejor lucha es ser positivas siempre.

Deja un comentarioDeborah Lippmann, la manicura que enamora a las celebrities