Realfooding: pon comida real en tu mesa

El realfooding consiste en comer comida ‘real’, y es mucho más que una tendencia vistosa en redes sociales.

No es una dieta. Ni siquiera necesitaría un anglicismo para denominarla, ni un hashtag. Pero los tiene, qué le vamos a hacer, de algún modo llamativo hay que combatir la industria de los ultraprocesados, fruto de una sociedad ultraenfocada a la producción que ya no tiene tiempo para cocinar.

realfooding-2

Y, ¿qué es el realfooding, preguntas clavando en mi pupila tu pupila azul? Es la comida ‘de verdad’ que no viene en un envase etiquetado con un sinfín de ingredientes, algunos de ellos, desconocidos. Otros, potencialmente nocivos para la salud.

Comida real es la que no tiene azúcares añadidos, ni harinas, ni aceites vegetales cuestionables -cuando no directamente chungos-; lo que te venden fresco en el mercado y lo que comían nuestros abuelos sin necesidad de darse aires ni abrir cuentas de Instagram.

¿Cuán fácil es comer así? Según Carlos Ríos, autor de “Come comida real”, una completa guía para manejarse en los términos de la realidad alimenticia, amén de estrella de Instagram con más de un millón de seguidores, bastante. Si sabes cómo.

realfooding-3

El realfooding no es una dieta, sino una clasificación de alimentos dirigida a configurar una alimentación saludable. Así, Carlos distingue entre la comida real, los buenos procesados (que los hay) y los ultraprocesados, que son aquellos que se pueden encontrar incluso en dietas aparentemente saludables y eco-conscientes como las veganas.

¿Para no perder 3 horas haciendo la compra? Emplea el sentido común. Elige comida fresca en su expresión pura, sin elaborar ni envasar (un filete de carne, fruta y verdura sin congelar ni desecar ni ningún otro proceso, come granos enteros antes que harinas, etc.). Si compras envasado (por ejemplo, un guacamole ya hecho), procura que el producto no tenga más de 5 ingredientes en su lista, y que el porcentaje de azúcar sea mínimo. Los encurtidos, la mozarella o los frutos secos sin tostar y sin sal son otros ejemplos de buenos procesados. ¡Usa la lógica! Sabes qué es ‘realfooding’ y qué es comer aditivos y conservantes.

realfooding-4

Apuesta por la dieta mediterránea y por la comida casera del hogar español de toda la vida, y me perdonan si les suena reaccionario, que lo digo con el mayor de los cariños. La tortilla de patatas, el gazpacho, la paella y demás maravillas gastronómicas son comida real. Como lo es el sushi o los tacos. Si tienes poco tiempo para ‘fantasías’, cosa comprensible, una ensalada con bien de todo y una pechuga de pollo a la plancha también es comida real. Practica el realfooding sin remordimientos y en tu rango calórico y estarás poniendo mucho de tu parte para mantener tu salud. 

Diana Domingo, alias "Towanda": " Cuando era pequeña me impresionaba mucho aquel locutor de radio que reconocía, en tono vehemente y voz aguardentosa, que “buscar la belleza es lo único que merece la pena en este asqueroso mundo. Y en ello ando. Entre ungüentos y pócimas. Entre ciencia, palabrería y parafernalia. Entre mujeres y hombres. Tratando de separar el heno de la paja, observando lo que pasa en este sublime y asqueroso mundo y sin dejar de preguntarme, con la curiosidad de quien asiste a un nuevo fenómeno cada día, qué es la belleza".

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

2 comentarios

  1. angeles

    Sólo en contadas ocasiones como comida que no es demasiado buena, pero en general cuido mi alimentación muy bien. A Carlos Ríos ya hace tiempo que le sigo.

Deja un comentarioSolidaridad: así se promueve en nuestros hijos