Cepillos de pelo veganos: rebelión en la granja

La imparable tendencia pro sostenibilidad suma una nueva conquista: los cepillos de pelo veganos realizados con fibras de origen no animal.

Si algo caracteriza a la beauty es su impecable oído. Atenta a las demandas de los consumidores, el abanico de opciones ‘para todos los públicos’ -‘les publiques’- es cada vez más inclusivo. Nadie se va a quedar fuera del reparto de bienes de consumo. Tampoco quienes quieran usar cepillos de pelo veganos sin un pelo de crueldad animal.

De nylon, de bambú, de agave… Los materiales con los que se realizan estos cepillos de pelo veganos de última generación dan un merecido respiro a los jabalíes o las cabras, y cumplen con su función desenredante con la misma eficacia. Algunos hasta prometen acabar con el encrespamiento.

cepillos-pelo-veganos-2

De la mano de Authentic Beauty Concept, marca de intachables productos para el cabello, llega el cepillo profesional 100% vegano a base de fibras de nylon.

El mango es de madera de haya FSC aprobada y está especialmente diseñado para soportar las altas temperaturas de las herramientas de calor. Un punto para todas las pelus -y particulares- que quieran contribuir a la sostenibilidad.

: 45 euros, se encuentra en peluquerías seleccionadas.

cepillos-pelo-veganos-3

 

Impoluto de principio a fin. El cepillo cuadrado de Banbu huye despavorido del plástico o el metal para abrazar la madera de bambú Moso ecológico y el caucho natural. Las púas son de madera de bambú con las puntas romas, específicamente diseñadas para masajear el cuero cabelludo y no encrespar ni romper la melena.

Precio: 16 euros.

cepillos-pelo-veganos-4

El agave mexicano es un cactus con infinitos usos. En este caso, se aprovechan sus fibras, conocidas como fibras de Tampico, para elaborar un cepillo de dureza alta, ideal para pelo fino corto o medio. Cepilla el pelo sin tirones, masajea el cuero cabelludo promoviendo la circulación sanguínea y favorece la renovación de nutrientes en la raíz.

El mango es de madera de haya proveniente de bosques locales.

Precio: 8,45 euros en la de Cero Residuo.

Diana Domingo, alias "Towanda": " Cuando era pequeña me impresionaba mucho aquel locutor de radio que reconocía, en tono vehemente y voz aguardentosa, que “buscar la belleza es lo único que merece la pena en este asqueroso mundo. Y en ello ando. Entre ungüentos y pócimas. Entre ciencia, palabrería y parafernalia. Entre mujeres y hombres. Tratando de separar el heno de la paja, observando lo que pasa en este sublime y asqueroso mundo y sin dejar de preguntarme, con la curiosidad de quien asiste a un nuevo fenómeno cada día, qué es la belleza".

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Deja un comentarioEstos son los perfumes que están de moda en 2021