Pezones no, adelgazar sí. ¿Cómo se come eso, Instagram?

La popular telaraña social censura los pezones femeninos mientras que alaba los escotes con canalillo y los productos adelgazantes.

A Instagram no le gustan los pezones, por mucho que nos empeñemos. Al parecer, ofenden su delicada sensibilidad y deben eliminar la publicación para evitar este impacto a otros usuarios. Pero, eso sí: sólo si puntean las mamas femeninas y no forman parte de una campaña publicitaria. Si son mamas de interés comercial o de hombre, no son pezones. 

Instagram nos protege de nosotras mismas. Nos cuida y nos sueña jóvenes, guapas, delgadas y recatadas. O, en cualquier caso, influyentes embajadoras de marcas. Por ello, elimina los pezones, pero consiente que como Khloe Kardashian, Cardi B. o Iggy Azzalea promocionen batidos placebo con los que perder mucho peso en tiempo récord (‘porque no siempre puedo cuidarme como debería’), fajas que te comprimen los higadillos (‘porque no siempre da tiempo a ir al gimnasio’) o cualquier otro invento que transmita a las mujeres que sus cuerpos no son válidos. Inventos que, lejos de hacerte sentir poderosa y segura, te van haciendo la vida menos divertida, más incómoda, más opresiva. Menos libre.

Seguir leyendo…

Pero… ¿por qué diablos engordo más en invierno?

El binomio “mantita y Netflix” no es el único culpable de que te cueste abrocharte la ropa en .

El término ‘hibernar’ atañe a muchas especies del reino animal. En todas significa lo mismo: acopio de grasa.

Las razones son múltiples y de sobra conocidas. Los días son más cortos, el mundo exterior parece hostil y la vida se torna mucho más sedentaria. El cuerpo, con esa sabiduría suya, empieza a ‘pedir’ platos contundentes, ricos en calorías que nos ayuden a combatir el frío, aunque el ser humano ya no viva a la intemperie. Para colmo, allá por diciembre celebramos una (maravillosa) bacanal de gastar, comer y beber con los seres queridos. Lugares invernales comunes que nos conducen, casi invariablemente, a lidiar una batalla con la báscula.

Seguir leyendo…

Planeta

¿Qué podemos hacer para frenar el cambio climático?

Ya no hay excusas: el cambio climático es un hecho y la fecha tope para luchar contra él es 2030.

¡Vaya verano hemos tenido! A los incendios del Amazonas en Brasil: 72.843 focos entre enero y el 20 de agosto o la DANA de la Vega Baja del Segura y otras zonas a principios de este mes de septiembre se unen el huracán Dorian que azotó parte de la costa este de Estados Unidos, los más de 10.000 incendios en Angola, Zambia y la República Democrática del Congo en agosto de este año, más incendios en la islas Canarias, alertas de tsunami en Indonesia… ¿Qué está pasando? Pasa, ni más ni menos, que el cambio climático es ya un hecho imparable que traspasa fronteras y que no distingue entre países. Es el momento de frenar de verdad.

Seguir leyendo…

Cosmética Sin

Cosmética sin engaños: toca cumplir la ley

La nos da seguridad. El Reglamento de la Unión Europea, que acaba de entrar en vigor, obliga a que las marcas de a etiquetar sin engaños ni medias verdades.

Cremas para el rostro, serum, anticelulíticos, labiales, lacas de uñas… ¿Cuántos de estos productos tienes en tu cuarto de baño? Muchos, es verdad y algunos, en la cajita, pone “sin” esto, o “sin” lo otro, o “sin” lo de más allá. Y nosotras, nos lo creemos. Pues no. Nada más lejos de la verdad. Acaba de entrar en vigor un reglamento de la Unión Europea, de obligado cumplimiento, que pone a cada uno en su sitio y que establece los criterios que deben primar en los cosméticos. 

Seguir leyendo…

Compra Internet

Buenas compras por internet y dónde no te debes meter

19,4 millones de españoles compramos por internet, pero ¿sabes hacerlo con seguridad?

Hacer compras por internet es ya habitual. Si hace años comprar con tarjeta era casi una heroicidad e íbamos con nuestro dinerito en el monedero para adquirir cualquier cosa, ahora nos hemos tirado a la piscina y compramos por la web de todo: desde ropa y calzado a productor de , farmacia, alimentación y, por supuesto, entradas para espectáculos y reservas de hotel.

Sabes comprar, claro, pero ¿has pensado cómo lo haces y cómo evitar los fraudes?

Seguir leyendo…

Coral

Cremas solares que respetan nuestros océanos

Cada año se quedan en los oceános unas 10.000 toneladas de cremas .

¿No os parece una barbaridad? Y no se queda ahí la cosa porque los arrecifes de coral están en peligro como consecuencia de los residuos de algunos ingredientes más comunes de las . Sin embargo, necesitamos esas solares para protegernos la piel de los rayos solares. He aquí el dilema: hemos llegado a un punto en el que cada día incidimos más en el medio ambiente y parece que todo lo que toca el ser humano va en detrimento de la . Busquemos soluciones.

Seguir leyendo…