Un aumento de pecho bonito y natural, con la menor cicatriz posible. Ese es el deseo de cirujanos y pacientes y cada vez está más cercano a la realidad, con la evolución de las técnicas quirúrgicas y tratamientos postquirúrgicos.

El aumento de pecho es la intervención más demandada a nivel mundial, según la última encuesta ISAPS 2020. Pero la idea de una cicatriz para siempre es una de los principales dudas a la hora de someterse a esta intervención.

Las marcas que dejan este tipo de intervenciones estéticas son, para muchas, el motivo para echarse atrás y una de las preguntas frecuentes en consulta. La cirugía de pecho mínimamente invasiva y otras nuevas técnicas quirúrgicas abren el camino a que las cicatrices sean cada vez más pequeñas e imperceptibles. A ello se suman tratamientos con láser o infiltraciones que ayudan a eliminar las marcas. (más…)