Alain Delon, Romy Scheneider, Dior y tensión sexual resuelta con perfumes como eternos aliados

https://www.youtube.com/watch?v=R-yK2FkI_40

se tira hoy a La Piscina con Alain Delon y Romy Schneider para la nueva campaña de , un perfume masculino que muchas mujeres les roban a sus parejas y se quedan tan frescas como si acabaran de salir del agua.

Alain Delon y Romy Schneider en ‘La piscina’

En la película de culto ‘La piscina’ –un thriller de celos, amor, sospechas que explora los turbios senderos del deseo- Alain y Romy se funden en un revolcón irrefrenable. En la escena, Romy -que también encarnaría a la cursi de Sissí–  toma el control y le desnuda con pasión. Jane Birkin, otra bomba sensual, hace de ‘la otra’. Qué buena elección para contar la extraña y perturbadora magia que produce una fragancia, el Eau Sauvage que , como esta película, ya ha pasado a la leyenda.

Anuncio de la fragancia de Dolce&Gabanna

Los hercúleos jóvenes de Dolce & Gabanna con el abdomen lleno de chocolatinas, como Aznar, que se abalanzan sobre bellísimas rubias en el golfo de Sorrento. La nada inocente Caperucita Roja de Chanel 5 que asomaba por la pantalla hace unos años o las chicas de Saint Laurent que dejaban caer el frasco por la espalda de su amado, paralizadas por el beso que les plantaba. O Brad Pitt a punto de ser seducido por el famoso Nº 5.

Seguir leyendo…

Eau Sauvage de Dior y Alain Delon en los 60

delon

El sex symbol francés de los años 60 y 70 se une a  prestar su imagen a Alain Delon cede a la gran casa de costura una foto suya tomada en 1966, año de nacimiento de este mítico perfume del siglo pasado.

Alain Delon es dueño de una belleza intemporal y de una sensualidad casi salvaje. Un icono perfecto para representar la identidad de este clásico masculino que gusta a muchas mujeres.

eau sauvage

Fresca y tonificante, Eau Sauvage sigue siendo referencia olfativa del universo masculino. Su jugo «Hesperidio-Chipre-Aromático», elaborado por Edmond Roudniska en 1966, sigue siendo idéntico, al igual que el emblemático frasco diseñado por Pierre Camin. El limón y el romero dan la nota de salida transportándonos a los jardines de Silicia, a continuación descubrimos el naranjo amargo y la albahaca como notas de corazón, para dar paso a un fondo cálido y atrayente en el que predominan el vetiver y el musgo de roble.