Cómo conseguir que los niños se laven los dientes

El hábito de cuidarse los debería empezar en la más temprana infancia.

No hay que esperar ni a que haya dientes, aseguran muchos expertos. A un bebé recién nacido se le pueden limpiar las encías con un pañito empapado en agua potable para retirar los restos de leche y para que se acostumbre a la rutina higiénica. Más adelante llegará la (sencillísima) ‘batería’ de cuidados compuesta por el cepillo y la pasta que les acompanará toda su vida.

¿La principal ventaja de consolidar el hábito? Mantener los dientes toda la vida. Otras aluden a la estética o la convivencia, que nada hay más desagradable que unos piños llenos de sarro, restos de comida o un aliento pestilente. El reto principal: conseguir que un niño pequeño que se cree inmortal y ajeno a la enfermedad entienda todo esto. Te damos algunas ideas de cómo lograrlo.

Seguir leyendo…

Mucha higiene, más alergias

Foto de David Seymour

Foto de David Seymour

Los expertos lo tienen claro, según explica el doctor Marcel Íbero, presidente de la SEICAP, el hecho de que los se desarrollen “en un ambiente de asepsia, con ausencia de gérmenes, rodeados de una higiene excesiva, con tanta esterilización, vacunados de todo y sin riesgo de infecciones, provoca que su sistema inmunológico no active el mecanismo de defensa sino el que favorece las alergias”.

¡Ayyyy, pero qué relimpios van los niños de este nuevo siglo!, ¿dónde han quedado los churretes en la cara?, ¿esas rodillas negras que no había quien las limpiara?, ¿o esos zapatos que subían a casa 2 kilos de arena? Los niños se manchan poco y viven rodeados de una higiene excesiva, lo que incrementa cada año los casos de niños alérgicos. Éstas son al menos las conclusiones del Congreso de la Sociedad Española de Inmunología Clínica, y Asma Pediátrica (SEICAP).

Seguir leyendo…

Miosolo de Bambino Mio, el pañal reutilizable que respeta el medio ambiente

Normalmente, hasta que no nos enfrentamos a los datos puros y duros no nos hacemos a la idea de lo mucho que estamos haciendo por cargarnos el planeta -y en muchos casos tampoco enfrentándonos a ellos-. ¿Sabes, por ejemplo, cuál es el impacto medioambiental de los pañales de celulosa, un producto imprescindible en cualquier hogar en el que haya niños pequeños? Cambiamos a los bebés y tiramos el pañal a la basura pero, ¿te planteas lo que supone ese gesto? En España, aproximadamente un 5% de los residuos son pañales de celulosa, 125 millones de pañales, 40.000 toneladas de residuos que no pueden reciclare y que van directamente al vertedero o a la incineradora. Pero, además, el material con el que se realiza es especialmente resistente y se calcula que puede tardar en descomponerse entre 200 y 500 años.

No, no te eches todavía las manos a la cabeza, que hay más. Para producir los pañales de celulosa necesarios para el bebé durante su primer año de vida, se calcula que se necesitan más de 136 kilos de madera, y 2 veces más de agua que en la fabricación de los pañales de tela. La huella medioambiental que representa el uso de pañales de celulosa es de 62 kilos de CO2. Este es el precio de la modernidad y de la comodidad. Y a esto, hay que sumarle el gasto económico que suponen para una familia los pañales, que no es poco.

Por eso, visto lo visto, queremos hablaros de Miosolo de Bambino Mio, un pañal reutilizable, que se adapta al crecimiento de tu hijo gracias a sus cierres ajustables, que reduce drásticamente los residuos de pañales y cuida el medio ambiente. Seguir leyendo…

Pautas para la higiene bucodental infantil

yosuf-karsh

Foto de Yosuf Karsh

Mucho de lo que aprendemos de pequeños nos acompaña durante toda la vida, es durante la infancia cuando comienzan a formarse nuestros valores y principios. No hay ningún otro período en la vida de los seres humanos en que se aprenda tan velozmente como en la primera infancia. La atención y el cuidado que reciben los y niñas durante los primeros ocho años de vida -y especialmente en los tres años iniciales- tienen una importancia fundamental e influyen en el resto de sus vidas.

Por eso, lo que aprendan en estos primeros años es fundamental. Hábitos alimenticios, de comportamiento, e incluso de higiene. Y la higiene bucodental es un ejemplo, si desde pequeños aprenden a tener una correcta higiene bucodental la mantendrán durante toda su vida. La salud de los de los niños debe cuidarse desde el momento del nacimiento. Existen 5 cuestiones fundamentales en la salud bucodental sencillas de seguir pero que marcarán su higiene futura. Seguir leyendo…

Niños en el baño, manual de uso para prevenir accidentes infantiles

mariquita 

¿Has preparado ya el para someterse a la prueba de tus dulces criaturas?  Para hacer del baño un lugar seguro y a prueba de resbalones es necesario algo más que vigilancia constante. Toma medidas sin llegar a la paranoia sobreprotectora que últimamente afecta a tanta madre primeriza.

¿Eres un padre o una madre sobreprotectora?

Seguir leyendo…