Zona de aguas en el Majestic Spa

He probado Ritual Argan Imperial

Cuando me ofrecieron probar el  Ritual Argan Imperial en el del Hotel Majestic, no tuve que pensarlo ni dos segundos. No solo por la fama de este centro ubicado en el ático de uno de los lujosos hoteles del Paseo de Gracia barcelonés, sino porque soy una fan total de las propiedades del .

Aceite para el Ritual Argan Imperial

Aceite para el Ritual Argan Imperial

Hay cosas en esta vida que deberían ser obligatorias, como hacerse un buen masaje de vez en cuando. Y no sólo por lo bien que te quedas después físicamente: relajada, descontracturada…, sino, y sobre todo, los beneficios psicológicos que te reporta.

Seguir leyendo…

He probado masaje de maderoterapia en Santum

Maderoterapia

Nunca he tenido mucha fe en los masajes adelgazantes o que actúen en profundidad en lugares donde se acumula la grasa porque pienso que para reducirla hay que cerrar la boca, sobre todo.

Sólo adelgaza lo que uno se deja en el plato, como decía el profesor Grande-Covián. Pero debo reconocer que el   basado en la maderoterapia que recibí en el centro de estética Santum me pareció muy novedoso -aunque su procedencia sea de la China milenaria– y también eficaz en sus objetivos. Seguir leyendo…

He probado: masaje a cuatro manos en Fariolen Manila

DSC_0814-b

Tengo una fantasía confesable. Un sueño recurrente que lubrica mis peores momentos de la consabida ‘vuelta al cole’. En este sueño, varias manos, ¡muchas manos!, me amasan sabiamente y yo me abandono, completamente entregada al olvido de las tensiones.

Pues bien: este, mi subterfugio imaginario, se ha materializado hace nadita, en Fariolen Manila. Una ‘casa del bienestar’ basada en las siempre ejemplares terapias asiáticas que ofrece el masaje a cuatro manos como tratamiento fetiche. Orgía de relajación, damas y caballeros del metal.

Seguir leyendo…

Spa Lopesan Corallium Thalasso Villa del Conde

lopesan-corallium-thalasso

No es lo mismo inolvidable que memorable y voy a empezar por el final feliz de mi aventura canaria, que nos llevó a mi santo y a mí, de viaje por algunos de los hoteles con más sofisticados de Gran Canaria. Una experiencia más que recomendable, ciertamente memorable.

lopesan-corralium-villa-del

Cuando recalamos en Lopesan Corallium Thalasso, ya llevabamos un par de días termalizados. Nos habíamos sumergido en varios circuitos spa de agua dulce y salada (). Los dos ibamos algo subiditos de estrés laboral y buscamos una desconexión total, que conseguimos desde el minuto uno. La isla te lo pone fácil, sobre todo a mí que nada más ver una palmera, me pongo a segregar endorfinas con la misma fuerza que los chorros de cuello de cisne habituales en todo circuito spa que se precie.

Seguir leyendo…