Patti Smith 1975 By Robert Mapplethorpe 1946 1989

Boyish, cuando las mujeres se visten de hombre

Lo llaman boyish y consiste en que una mujer se vista de hombre.

Si lees sobre moda o te metes en redes sociales, probablemente te hayas topado con los términos boyish, tomboy o incluso el –más ramplón- unisex. Básicamente todos consisten en lo mismo: ‘apropiándose’ del vestuario tradicionalmente masculino, como los trajes de chaqueta, el smoking, las corbatas, pajaritas, chalecos, tirantes y otros , en una suerte de ejercicio rupturista que siempre está cargado de mensaje.

A lo largo de la historia han sido muchas las féminas que han decidido adoptar una indumentaria masculina, ya fuera para lograr unos objetivos que la sociedad les negaba como mujeres, para imponer autoridad en sus círculos profesionales o por cuestiones ligadas a la estética o la simple y llana comodidad. Seleccionamos algunos looks de estas pioneras.

Seguir leyendo…

Camisas Cloking de piqué

Cloking, primera tienda de la marca de moda masculina

La joven firma da el salto de la venta online a un espacio físico.

Cloking, la marca de ropa para hombres, prepara la inminente apertura de su primera tienda en Madrid. La creada por jovencísimos emprendedores que empezó vendiéndose solo a golpe de click, desembarca en el centro de la capital dentro de un par de semanas. Seguir leyendo…

Beef, revista de cocina sólo para hombres

beef-revista-de-cocina-solo-para-hombres-2

La discriminación sexista sigue siendo una estrategia eficaz para encauzar un producto hacia su público objetivo. Cuando se lleva al extremo –y desgraciadamente asistimos a ello desde tierna edad-, nos encontramos con artefactos tan cuestionables como la de cocina ‘sólo para hombres’ Beef (grupo G+J), en Alemania desde 2009, Francia desde 2014 y recién aterrizada en España. Sus consumidores potenciales, hombres que cocinan porque quieren y no porque deban. Por si no quedara del todo claro el aspecto hedónico y político de su mensaje, van más allá con su alegato de “recuperar el espacio que las han dejado en la cocina ahora que se fueron a tomar el poder”.

Podría considerarse desde ese doble registro irónico (y cínico) del que tanto gustamos en nuestra posmodernidad líquida. Podríamos no hacer aprecio y entenderlo como lo que es: una polémica artificiosa para generar ruido en torno a sí. Podríamos pasar de todo e irnos a recoger flores al campo, de no ser porque, definitivamente, es ridículo. Basta de proponer involuciones y luchas de poder.

Seguir leyendo…

La firma de moda masculina Boxley vuelve a las tiendas con su colección primavera-verano 2011

Boxley-camisas

Atrás quedaron los tiempos en los que las compraban la ropa a los hombres, eso ya es cosa del pasado. Ahora, incluso, se ha dado la vuelta a la tortilla, y muchas veces son ellos los que asesoran. Parece que, según se comenta, Brad Pitt elige los modelitos que Angelina Jolie luce sobre la alfombra roja, ¿qué buen gusto, no?

A pesar de esto (muchas veces lo hablo con amigos), nosotras tenemos más variedad donde elegir. Las firmas de moda piensan más en las mujeres que en los hombres. Aunque se van dando cuenta de que a ellos les gusta la moda casi tanto como a nosotras y se afanan por captar al público masculino y por satisfacer sus necesidades. Tiendas como Mango o Blanco no hace mucho que se lanzaron a la conquista de los hombres.

Ahora, Boxley, la firma de , vuelve a las tiendas tras varios años de ausencia con su colección . Parece que no todo son malas noticias en estos tiempos de crisis y hay quien se sabe reponer a las adversidades. Seguir leyendo…

Moda masculina primavera 2011: camisetas de rayas marineras como Jonathan Richman, Chanel o Picasso

La camiseta de rayas invertidas (en horizontal), la típica camiseta bretona de marinero de toda la vida parece que acaba de salir del mascarón de proa tangencialmente con el surrealismo del mito de Picasso y Mademoiselle Chanel. La nueva moda la vuelve a rebautizar como si jamás la hubiéramos visto y fuera un diseño reciente ¿Pero quién no ha visto una camiseta de rayas en su fondo de armario de la niñez, adolescencia o madurez?

La moda está parca en ideas o se sale del tiesto. Dior mío, dónde vamos a llegar con tanta repetición de mareantes colecciones crucero. Una camiseta de rayas paralelas y también para lelos; perdón, para ellos, algunos lelos y otros por supuesto, en absoluto. Viva la igualdad de coeficiente intelectual para tod@s con un poquito de creatividad. Si las rayas las hubieran sustituido por pimientos fritos o incluso por cogollos de lechugas frescas todo hubiera dado un giro mucho más eco y hippy chic. No entiendo cómo no se les ha ocurrido… Quizá sea por la crisis, un tejido de pimientos o lechugas debe salir carísimo, una raya impresa tras otra es un recurso no sólo fácil, económico y nada arriesgado. Pero quién corre riesgos cuando estamos inmersos en el tsunami de la crisis arrolladora???

Lo dicho: un poco de algodón, alguna raya blanca en el horizonte y el azul del cielo, vampiresas y galanes!

Empieza el desfile, mejor con un poco de música. Swing please, Johnny! que viene a ser lo mismo que aquello de tócala otra vez, Sam pero suena menos a disco rayado.

El verano está cada vez más cerca. Ya veo los rayos del sol iluminando mi camiseta de rayas sobre la cubierta de mi yate con grifos de oro.

Seguir leyendo…